El presidente de la Federación de Empresarios Privados de La Paz (Fepep), Luis Urquizo, planteó que el incremento salarial 2012 sea resultado de una negociación entre trabajadores y empresarios. “Sobre el incremento, nosotros pensamos que lo mejor es poder discutir entre empleados y empleadores, y de acuerdo a eso definir un aumento salarial”, dijo Urquizo.

El presidente Evo Morales prometió el pasado martes que el aumento salarial del 2012 será superior a la tasa de inflación de este año, que fue proyectada oficialmente en 6%, aunque el último informe del Instituto Nacional de Estadística establece que de enero a octubre llegó al 6,04%, por lo que ahora la proyección es 7%.

El representante de la FEPLP no quiso indicar sobre qué bases los privados negociarían con sus empleados el incremento salarial, y señaló que se deben esperar las pautas que vaya a determinar el Gobierno sobre esta temática.

Urquizo agregó que en los últimos años varias empresas se fueron al interior o al exterior a causa de las condiciones económicas en la región.

El empresario coincidió además con la posición expresada el 31 de octubre por el presidente de la Federación de Empresarios Privados de Santa Cruz, Gabriel Dabdoub, quien pidió diálogo entre trabajadores y patrones y que el aumento salarial no sea una imposición del Órgano Ejecutivo.