China puede alcanzar su objetivo de crecimiento de la economía de alrededor del 7% en 2015, a pesar de una desaceleración desde principios de año, dijo el primer ministro chino, Li Keqiang, este miércoles.

"A través de nuestro duro trabajo, tenemos la habilidad y la confianza para alcanzar nuestra meta de crecimiento de alrededor del 7% este año", dijo Li a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) en París.

Li dijo que China había enfrentado una desaceleración desde comienzos de año, pero que la segunda mayor economía del mundo tenía muchas opciones de política para lidiar con eso.

"Adoptaremos adecuadamente medidas en el momento oportuno", indicó.

Más temprano, Li dijo que las medidas de alivio cuantitativo no eran la única manera de impulsar la economía, al afirmar que una administración eficiente, una competencia apropiada y un mejor ambiente de negocios para los inversores extranjeros eran clave.