Pérdidas por más US$2.000 millones en tres años y riesgo en el empleo, serían los impactos sin un acuerdo con la Unión Europea (UE), según la Federación Ecuatoriana de Exportadores (Fedexpor).

La reducción en las importaciones que ese bloque realiza desde Ecuador ascendería a US$361 millones el primer año.

A esta preocupación se unió el Comité Empresarial Ecuatoriano. En una carta enviada al presidente Rafael Correa le pidió una “decidida intervención” para superar las diferencias en el interior del Gobierno para que “con sus instrucciones claras y precisas el proceso pueda ser reanudado y concluido...”.