Knoxville, EE.UU. La economía estadounidense estaría lo suficientemente sólida como para que la Reserva Federal decida al menos un alza de tasas de interés antes de finales de año, ya que se mantienen los avances en el empleo y la inflación marcha en una dirección "saludable", dijo el martes el presidente de la Fed de Atlanta, Dennis Lockhart.

Los últimos datos del Producto Interno Bruto en Estados Unidos expusieron la debilidad de una economía cuyos fundamentos se mantienen en camino a un moderado crecimiento este año y el próximo, aseguró Lockhart.

"Yo, como una autoridad de la Fed, no estoy preparado para descartar al menos un alza de tasas antes de que termine el año", afirmó Lockhart en comentarios preparados para un discurso en el Club de Rotarios de Knoxville.

Sin embargo, agregó que no tiene en mente una fecha en particular para dicha decisión.

La Fed, que subió el costo del crédito en diciembre pasado por primera vez en casi una década, sostendrá reuniones en septiembre, a inicio de noviembre y diciembre.

Lockhart, quien actualmente no es un miembro con derecho a voto en el panel de la Fed que fija la política monetaria, también apuntó a un riesgo al que él y otros funcionarios del banco central ponen cada vez más atención: un rezago en la inversión empresarial.

El jefe de la Fed de Atlanta aseguró que un repunte en las inversiones es "fundamental" para la actual fortaleza de la recuperación desde la crisis financiera del 2007-2009.

Lockhart dijo que el avance en el empleo y las señales de que los salarios y la inflación han comenzado a acelerarse lo llevan a esperar que el banco central alcance sus objetivos de empleo e incremento en los precios en algún punto del próximo año.