La Fundación Nicaragüense para el Desarrollo Económico y Social (Funides), a través del estudio “Hacia un presupuesto público para promover el desarrollo de Nicaragua”, considera que la deuda externa de Nicaragua es sostenible, por lo menos, hasta el año 2015, siempre y cuando el gobierno de Daniel Ortega, no asuma compromisos con otros agentes económicos.

En 2011, la deuda externa de Nicaragua, alcanzó US$4,033 millones y en términos de valor puede permanecer cerca del 34% del Producto Interno Bruto (PIB), hasta 2015 dijo Funides.

El estudio indica que la deuda pública total, interna y externa, representó US$5.293 millones, sin incluir la deuda privada con Venezuela, lo que refleja un aumento, con relación a 2010, cuando esta totalizó US$5,140 millones.

El incremento según el informe que dio a conocer la institución, en Managua, y recogido por El Nuevo Diario, representa 75,2% con relación al Producto Interno Bruto, PIB.

El tema de la deuda pública es uno de los temas principales que la misión del Fondo Monetario Internacional (FMI) evaluará en su próxima visita. Gabriel Di Bella, representante del organismo en Nicaragua, dijo que el país debe analizar los escenarios para no poner en riesgo los alcances de la política macroeconómica.