Cerca de US$207 millones ($132 mil millones de pesos) son destinados anualmente a gastos asociados a inmigrantes, informó la Dirección de Presupuestos del Ministerio de Hacienda este miércoles a través de un texto ingresado, junto al proyecto que buscará modernizar la Ley de Migración en Chile, a la Cámara de Diputados.

De los 4 ámbitos presentados en el informe, institucionalidad, salud, vivienda y educación, es este último el que registra el gasto más alto, alcanzando los US$100,7 millones (65 mil millones de pesos) a partir de los más de 71 mil niños y adolescentes extranjeros que están matriculados en el país.

En relación al proyecto que modificará la Ley de Migración, el texto ingresado indica un aumento de 14% en el presupuesto dedicado a este ámbito; para la creación de un Registro Nacional de Extranjeros y un aumento de facultades en la PDI para realizar expulsiones del país en los casos que sean necesarios.

Le siguen de cerca los gastos institucionales, como la atención a migrantes en la PDI, en complejos fronterizos, y en los Departamentos de Extranjería y Migración. En total, se gastan US$61 millones (38 mil millones de pesos) aproximadamente, consignó diario El Mercurio.

Luego, en gastos estimados de salud y los inmigrantes afiliados a Fonasa, se calculan US$32 millones (20 mil millones de pesos). Mientras que, por último, en subsidios habitacionales (más de 1.700) se estiman gastos de US$13 millones (8 mil millones de pesos).

En relación al proyecto que modificará la Ley de Migración, el texto ingresado indica un aumento de 14% en el presupuesto dedicado a este ámbito; para la creación de un Registro Nacional de Extranjeros y un aumento de facultades en la PDI para realizar expulsiones del país en los casos que sean necesarios.