En las próximas semanas, el ministro de Trabajo, Rafael Pardo Rueda, anunció que el gobierno presentará un decreto para que quienes ganen menos de un salario mínimo y trabajen por días puedan acceder a cotizar su pensión en los fondos privados de pensiones y en Colpensiones y también a vincularse formalmente a la salud. Esto podrá beneficiar a 8,8 millones de colombianos.

"La reforma tributaria tendrá un capítulo especial de formalización laboral", dijo Pardo quien también se refirió a la posibilidad de crear un servicio público de empleo para que las fricciones entre oferta y demanda no afecten la capacidad de obtener de nuevo un trabajo.

Pardo aseguró que el gobierno también tiene como objetivo antes de presentar la reforma al sistema de pensiones hacer la ampliación del pilar solidario (base de la pirámide) para lograr una mayor cobertura.

Dentro del pilar solidario se busca incluir a más población mayor de 65 años que tengan Sisbén y que sean de estratos 1 y 2, que no cuenten con ingresos propios y que tampoco sean cotizantes de pensiones.

Dijo que en la reforma tributaria incluirá la propuesta de que un empleado pueda mantener el Sisbén aunque entre a trabajar con un contrato laboral formal.

Recordó que el Gobierno alista un plan de Beneficios Económicos Periódicos (BEPS) para quienes tienen la edad de jubilación y no alcanzaron el número de semanas cotizadas para pensionarse. Este mecanismo consiste en una protección a la vejez con un ahorro subsidiado destinado al final de la vida laboral. Este se presentará después de Semana Santa.