En la discusión del Presupuesto General para 2015 aforado en 216,2 billones de pesos (US$107.478M), el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, reveló el reacomodamiento del presupuesto de inversión que pasó de 46,1 billones de pesos (US$22.884M) en proyecto inicial a 49,2 billones (US$24.300M).

Instantes después de mostrar las nuevas asignaciones de inversión, que favorecen a Infraestructura con 738.000 millones de pesos, Educación 600.000 millones de pesos para iniciar el programa de jornada única, Defensa 132.000 millones, Minería 185.000 millones, donde se garantizan los subsidios en servicios para las familias de menores ingresos y para deportes 140.000 millones que permitirán realizar los juegos nacionales, el ministro de Hacienda invocó la solidaridad de los congresistas para que le apoyen la reforma tributaria que pretende mantener el impuesto al patrimonio y el cuatro por mil. Dentro de las nuevas asignaciones, el Congreso fue favorecido con 50.000 millones de pesos.

La iniciativa de mantener el impuesto al patrimonio ha sido criticada por los empresarios. El presidente de la Andi, Bruce Mac Master, dijo que este impuesto no le gusta mucho a los empresarios y el presidente del Grupo Aval, Luis Carlos Sarmiento, dijo que era muy oneroso y espanta la inversión extranjera.

Las modificaciones al presupuesto en total ascienden a 5,3 billones de pesos, de los cuales cerca de 3,1 billones de pesos se destinan a inversión.

Una ardua labor ha desarrollado el ministro de Hacienda, con todo su equipo, en reuniones con los ponentes del proyecto de Presupuesto General tratando de atender las solicitudes de mayores recursos para sus regiones.

Los mayores recursos del Presupuesto de 2015 se lo llevan Educación con 29,4 billones de pesos y Defensa con 28,1billones de pesos. Trabajo queda con 26,6 billones donde el mayor porcentaje corresponde a pensiones.

La ministra de Educación, Gina Parody reconoció el esfuerzo aumentando el presupuesto de inversión en 600.000 millones de pesos, sin embargo reconoció que es poco para cumplir con los programas que establecidos por el Ejecutivo.

"Frente a la meta que nos hemos propuesto de ser el país más educado de Latinoamérica para 2025, esos recursos resultan insuficientes", dijo la ministra de Educación.