El ministro chileno de Hacienda, Felipe Larraín, dijo que una eventual alza en los tributos que pagan las grandes empresas en Chile, una propuesta de allegados a la candidata presidencial Michelle Bachelet, significaría menor crecimiento y la pérdida de miles de puestos de trabajo.

Larraín hizo este comentario cuando fue consultado sobre una propuesta de alza de impuestos de 5% que alientan allegados a Bachelet, candidata presidencial de centro izquierda para los comicios de noviembre. "Eso implicaría una rebaja en el crecimiento de 1% anual y la destrucción de 160.000 empleos por año", argumentó Larraín.

La iniciativa busca recaudar US$5.000 millones extras por año a través de un alza del 5% al impuesto de Primera Categoría para las empresas.

"Proponer eso es no entender la realidad del país", agregó el jefe del equipo económico del presidente Sebastián Piñera.

A su vez, Larraín ratificó este miércoles que a partir de julio se sostendrán reuniones con las autoridades económicas de los cuatro países de la Alianza del Pacífico (Chile, Perú, Colombia y México), con el fin de fijar aranceles de exportación de 0 entre sus integrantes.

"La verdad es que todos tenemos tratados de libre comercio y prerrogativas, pero la idea es perfeccionar el tema de los aranceles", afirmó.

En otro tema que se tratará en las reuniones es el de encontrar"una forma conjunta de responder a las políticas de relajamiento cuantitativo de los países desarrollados y que ciertamente nos afectan".