En los primeros dos años de gobierno del presidente Ricardo Martinelli, la deuda pública de Panamá aumentó US$1.872,86 millones, según las estadísticas más recientes de la Dirección de Crédito Público.

Comparativamente, la deuda pública de Panamá totalizó a agosto de 2011 en US$12.703,66 millones, mientras, que al cierre de junio de 2009, antes de iniciar la administración de Martinelli, el endeudamiento de la nación sumaba US$10.830,8 millones.

Para este año, Rolando Gordón, economista, estima que el endeudamiento visto en relación al acumulado de la producción del país o PIB estaría entre un 42% a un 43%. Pero esto variará con el crecimiento que tenga el país este año. Apostó a que un endeudamiento mayor al 45% o hasta un 49% en relación con el PIB sería inadecuado para el país.

El incremento fue considerado como “bastante alto” por el presidente del Colegio de Economistas de Panamá, Raúl Moreira, quien destacó que en comparación a otras administraciones, el endeudamiento del país es “considerable”.

Señaló que es importante recordar que aunque el endeudamiento del país esté rondando el 42% de su Productor Interno Bruto (PIB), de darse algún problema en el mercado internacional que afecte a Panamá, entraría en una situación comprometedora, reporta el periódico Panamá América.

Sobre este dinero, el economista José Antonio Ardita dijo que los niveles de endeudamiento del país muestran una falta de planificación de las inversiones que los políticos prometen a la ciudadanía, y que luego para cumplirlas, deben recurrir a que el Estado tome deudas.