Lima. El gobierno peruano duplicó este miércoles el monto de un previsto plan de estímulo económico a un 1% del Producto Interno Bruto desde el previo 0,5%, en caso se agrave la crisis financiera mundial.

El primer ministro, Salomón Lerner, afirmó que la medida de aumentar el plan inicial de estímulo de US$750 millones se daba "ante una posibilidad de un mayor deterioro del entorno internacional".

La debilitada economía de Estados Unidos y la crisis de deuda en Europa -que se teme que podrían desencadenar una recesión mundial- han llevado a los Gobierno del mundo a evaluar medidas para atenuar los efectos que esta crisis tendría sobre sus economías.

Perú es un gran exportador de minerales y una crisis global reduciría la demanda de las materias primas y sus precios en el mundo.

"Ese plan consiste en un monto total de 1.500 millones de soles que complementado al plan anterior de hace 30 días representa un 1% del Producto Bruto Interno del país", dijo Lerner en conferencia de prensa.

Para enfrentar la crisis mundial por el lado fiscal, el ministro de Economía, Luis Miguel Castilla, había informado que el plan de estímulo fiscal incluirá adelantar proyectos de inversión pública y hasta un rápido acceso a líneas de créditos de organismos multilaterales.

Humala, quien ha moderado su discurso radical de izquierda, ha dado señales claras de que respetará la política económica local que ha permitido al país crecer a una tasa promedio anual de más de 6 por ciento en los últimos años.

Según datos oficiales, la economía peruana crecería este año en torno al 6 por ciento tras crecer un 8,8% el año pasado.