Lima. Hay una fuerte convicción del gobierno en acelerar la inversión en conocimiento agrícola, en promocionar la asociatividad en el sector y en desarrollar en mayor medida la gerencia rural, señaló este sábado el Ministerio de Agricultura (Minag).

El ministro de Agricultura, Luis Ginocchio, indicó que se trata de tres factores estratégicos que se están llevando adelante para mejorar la rentabilidad, productividad, calidad y oportunidades de los agricultores.

“Se trata de proteger los recursos naturales y solucionar problemas tecnológicos y la oferta de energía a partir de un uso inteligente de los recursos naturales, generando proyectos productivos exitosos y diversificando la matriz energética para uso agrario”, dijo.

En ese sentido, sostuvo que la búsqueda de la diversificación de la matriz energética tiene como objetivo disminuir posibles efectos ambientales.

Añadió que se está trabajando en el tema de la realidad y los desafíos de la sierra, intentando proporcionar los servicios que requieren los pequeños productores de esta zona del país, de manera que encuentren los alicientes para asociarse y realizar proyectos productivos en forma conjunta.

“La idea es que alcancen un uso adecuado de la tecnología y puedan reducir sus costos para ampliar sus márgenes”, sostuvo.

Resaltó que la importancia de la agricultura peruana radica en que el 80 por ciento de los alimentos que consumimos los peruanos se cultivan y cosechan en el país.

“El gran desafío es que así como tenemos una gran producción de alimentos, tengamos productores que puedan beneficiarse de esa producción, pues es una ironía que tengamos mercados llenos de alimentos pero productores pobres”, dijo.

Por su parte, el viceministro de Agricultura, Juan Rheineck, manifestó que gracias al dinamismo de sector existe la certidumbre de que habrá seguridad alimentaria en el país, en un contexto en el que la misión del ministerio es que los pequeños agricultores no sean tan pobres y tengan una vida más digna.