En medio de la incertidumbre por el futuro de la reforma tributaria en Guatemala, la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT) reportó un aumento de 13.5% en enero.

La recaudación en enero llegó a 4,390 millones de quetzales, unos US$562 millones.

Miguel Gutiérrez, titular de la SAT, dijo al periódico guatemalteco Siglo XXI que el resultado se debe a las medidas administrativas para cumplir las metas de recaudación.

Destacó además que el resultado se alcanza pese a las impugnaciones que está recibiendo la Ley de Actualización Tributaria en la Sala Constitucional.

Este año, la SAT proyecta recaudar 45,250 millones de quetzales, es decir, unos US$5,801.3 millones.

“Desde ya se están implementando medidas que nos permitan cumplir con lo pactado”, dijo Gutiérrez, ante la posibilidad de que prosperen las demandas contra la nueva ley tributaria.

Entre estas medidas alternativas citó que se han establecido más intercambio de información entre aduanas y fiscalización, se ha elevado la efectividad de las auditorías y se ha ejercido más control en los pasos ciegos de las fronteras.

Además, desde el primer semestre de este año se utilizarán marchamos electrónicos para control de tránsitos, así como controles electrónicos para la gasolina.