Santiago. Humphreys modificó desde "Categoría A" a "Categoría A-" la clasificación de los bonos de Pampa Calichera, propiedad del empresario chileno Julio Ponce Lerou e implicado en el caso Soquimich (SQM), títulos de deuda serie A correspondiente al Duodécimo Patrimonio Separado de Banchile Securitizadora S.A. La tendencia cambia desde “Estable” a “En Observación”.

El cambio en la clasificación asignada a los bonos securitizados, desde "Categoría A" a "Categoría A-", obedece a las serias circunstancias que afectan a la dirección máxima de SQM y que se han traducido en la renuncia de tres directores, todos elegidos con los votos Potash Corporation Saskatchewan INC., uno de los principales accionistas de la sociedad.

SQM está siendo denunciada en los tribunales por financiar a políticos chilenos con facturas falsas.

En opinión de Humphreys, estos hechos no son indiferentes para el desempeño futuro de SQM y, bajo este aspecto, se ha incrementado el riesgo del emisor de los títulos accionarios entregados en caución, al margen que el bono de Calichera continúe con la obligación de mantener una relación de 3:1 entre acciones de SQM y el saldo de la deuda.

En definitiva, dado que la clasificación implícita de SQM influye en la categoría de riesgo del bono securitizado, el debilitamiento de la primera conlleva a una reducción en la clasificación de la segunda (la probabilidad de default del bono securitizado no puede ser inferior a la probabilidad de default de los títulos de respaldo del patrimonio separado; existiendo en los hechos “una subordinación” entre ambos).

Por otra parte, situaciones de público conocimiento (las divergencias que ha tenido SQM con la fiscalía en cuanto a la información solicitada por esta última y los requerimientos de antecedentes por parte del Servicio de Impuestos Internos), son materia que, eventualmente, podrían seguir afectando la percepción de riesgo de SQM y, en consecuencia, de los bonos de Calichera y de los securitizados.

Por ello, la tendencia de los títulos de deuda emitidos por el patrimonio separado se califica “En Observación”.