El Instituto de Finanzas Internacionales (IIF por su sigla en inglés), que actúa como asesor de un grupo de inversores internacionales en deuda venezolana, dijo el viernes que estaba discutiendo cómo proceder tras una invitación del presidente Nicolás Maduro para reunirse la próxima semana.

"El IIF ha estado actuando de manera informal y en calidad de asesor ofreciendo un foro para que un grupo de tenedores de bonos discutan la situación", dijo el director ejecutivo de IIF, Hung Tran, a Reuters. "Este grupo informal tomará nota de los anuncios venezolanos y discutirá cómo proceder", agregó.

IIF, que representa a algunos de los bancos e instituciones más grandes del mundo, estima que la economía venezolana se contrajo un 15 por ciento en 2016 y retrocederá otro 10% este año, con una inflación cercana al 1.000% para fines de año.

El grupo calcula que Venezuela tiene una deuda externa pública de unos US$150.000 millones, incluyendo US$45.000 millones de deuda pública, US$45.000 millones en deuda de PDVSA, US$23.000 millones en deuda con China y 14.000 millones en pasivos comerciales y otras obligaciones.