Montevideo. La producción de la industria de Uruguay registró un aumento interanual de 14,5% en la primera mitad de 2018, impulsado por la reanudación de la refinación de petróleo, informó el Instituto Nacional de Estadística (INE).

De hecho, si se excluye el procesamiento de petróleo y sus derivados, el Indice de Volumen Físico (IVF) industrial arrastró una caída de 2,6%, detalló el INE.

Esos resultados responden al efecto causado por la suspensión de actividades por mantenimiento de la refinería de la firma estatal de combustibles ANCAP, la cual estuvo sin funcionar hasta el tercer trimestre del año pasado.

La división con mayor incidencia positiva en el dato acumulado fue la "Fabricación de Productos Derivados del Petróleo y Carbón", con un alza de 459,7% y una incidencia de 17 puntos porcentuales.

Por el contrario, la división "Elaboración de Alimentos y Bebidas" registró un retroceso de 6% para una incidencia negativa de 2,4 puntos.

En julio, el IVF verificó un incremento de 20,5% para toda la industria, frente al mismo mes de 2017, y de 3,2% en el último año móvil.

La ministra uruguaya de Industria, Energía y Minería, Carolina Cosse, señaló en agosto que el sector industrial afronta dificultades y desafíos ante nuevas formas de producción y en un panorama regional e internacional "complejo".

La producción industrial de Uruguay se mantuvo estable en 2017, con un aumento de apenas un 0,3% frente a 2016.