Sao Paulo. El mercado de Brasil elevó por quinta semana consecutiva su pronóstico de inflación para el 2010, indicó este lunes un sondeo semanal del Banco Central, remarcando la posibilidad de que el crecimiento del PIB provoque una aceleración de los precios en los próximos meses.

Los economistas prevén que el referencial Indice Nacional de Precios al Consumidor Amplio (IPCA) se ubicará en un 5,20% para el 2010, comparado con el 5,15% que preveían hace una semana.

El aumento tuvo lugar tras la divulgación este mes de datos que mostraron que el indicador saltó un 0,45% en septiembre, una fuerte aceleración desde el avance del 0,04% registrado en agosto, aunque en línea con lo esperado.

Los analistas esperan que la fuerte actividad económica este año eleve los precios de los alimentos y otros artículos de consumo, lo que impulsaría la inflación.

Las estimaciones de crecimiento en el 2010 para la economía de Brasil, la mayor de Latinoamérica, se mantuvieron en un 7,55%, igual que la semana pasada, dijo el Banco Central.

Para el 2011, la proyección para el IPCA fue elevada a un 4,99% desde un 4,98% la semana previa.

El Banco central tiene una meta de inflación del 4,5% para el 2010 y el 2011, con una tolerancia de dos puntos porcentuales para arriba o para abajo.