Pekín. La inflación anual de los precios al consumidor en China se desaceleró levemente en agosto, hasta un 6,2%, frente al máximo de hace tres años en julio, elevando las expectativas de que el banco central no adopte un mayor endurecimiento de política en medio preocupaciones por la desaceleración económica mundial.

La cifra estuvo en línea con las proyecciones del mercado de una cifra del 6,2% y se compara con el 6,5% de julio.

El índice de precios al consumidor subió un 0,3% en agosto desde el mes anterior, después del alza de 0,5% en julio. La cifra no ha sido ajustada según estacionalidad.

Brindando un desglose más detallado del índice, la oficina dijo que los precios de los alimentos subieron un 13,4% hasta agosto, y los precios de los bienes no alimenticios tuvieron un alza del 3,0%.

En términos mes a mes, los precios de los de los alimentos avanzaron un 0,6%, mientras que los precios de artículos no alimenticios crecieron un 0,2%.

EL índice de precios al productor subió un 7,3% en el año hasta agosto y avanzaron un 0,1% frente a julio.