Santiago. La inflación en Chile fue del 2,3% en 2017, su menor registro en cinco años, en medio de una debilitada demanda interna y la fuerte apreciación de la moneda local en los últimos meses, dijo este lunes una agencia gubernamental.

La cifra anualizada, que se ubicó en la parte baja del rango que maneja el Banco Central (de 2,0 a 4,0%), se alcanzó luego de que el Índice de Precios al Consumidor (IPC) subió un 0,1% en diciembre.

Un sondeo de Reuters había estimado un alza del 0,2% para el IPC de diciembre.

La variación del último mes del 2017, que alcanzó los 116,46 puntos, se compara con un alza del indicador del 0,1% en noviembre y estuvo empujada por el avance en los precios del transporte y bienes y servicios, según datos entregados por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE).

"Si bien un puñado de bienes puntuales sigue determinando la inflación reciente, ligados principalmente al transporte y los alimentos, se mantienen las tendencias de los bienes no transables y de los servicios, que siguen mostrando fluctuaciones anuales en torno al 3%", dijo un informe de la correduría Banchile.

En el año, los índices que miden los precios de los combustibles y energía anotaron las mayores variaciones, con alzas del 8,7% y 5,3%, respectivamente.

En diciembre del 2016, el IPC cayó un 0,2%.

El INE informó además que el indicador subyacente subió un 0,1% en diciembre, mientras que en el año acumuló un avance del 1,9%.