Santiago. La inflación en Chile aceleró su velocidad en febrero a un ritmo que duplicó lo esperado por el mercado, pero los temores a un deterioro del panorama externo llevarían al Banco Central a dejar estable la tasa clave de la economía este mes.

El estatal Instituto Nacional de Estadísticas (INE) informó el jueves que el Indice de Precios al Consumidor (IPC) trepó 0,4% en febrero, por encima del 0,2% de igual mes del año anterior y del 0,1% de enero pasado.

Con este dato, la variación acumulada de la inflación en doce meses alcanzó al 4,4%, por sobre el rango meta que maneja el Banco Central de entre 2 y 4%.

"La inflación se situó por tercer mes consecutivo por sobre el rango meta propuesto por el Banco Central", destacó la correduría Bice en un informe.

No obstante, en el gobierno pusieron paños fríos a la escalada inflacionaria.

"No es una buena noticia lo que es el dato de febrero (pero) no hay que tomar conclusión por los datos de un mes", dijo el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, a periodistas.

"Vamos a tener una inflación más baja el 2012 que el 2011 (4,4 por ciento)", aseguró el funcionario.

La inflación de febrero estuvo explicada, básicamente, por alzas de precios en transporte y alimentos.

Un sondeo de Reuters reveló que sería prematuro que el Banco Central suba su Tasa de Política Monetaria (TPM) este mes y pronosticó que la dejaría en 5,0 por ciento, tal como lo hizo en febrero ante evidencias de un consumo interno aún sólido, luego del sorpresivo recorte en enero de 25 puntos.

1049

La totalidad de los 19 encuestados -entre operadores y economistas- espera que en la reunión de la próxima semana el organismo la mantenga estable por segundo mes consecutivo.

"Las opciones del Banco Central se limitarían a la mantención", dijo Hernán Jiménez, analista de Forex Chile.

En tanto, algunos agentes del mercado apuestan a que la tasa se mantenga en ese nivel durante todo el 2012.

"Evidentemente el Banco Central debería mencionar que el ciclo de bajas terminó, pero creo poco probable que cambien el sesgo neutral formalmente", dijo Benjamín Sierra, economista de Scotiabank en Santiago.

El dato de inflación se suma a que esta semana también se informó que la economía local creció un 5,5% en enero, por encima de lo esperado, en una señal de que la actividad se desacelera a menor ritmo del previsto y que el impacto de las turbulencias externas aún es leve a nivel local .

Sin embargo, el Banco Central se mantiene cauto frente al potencial impacto que pueden llegar a tener en el país los problemas por la crisis de deuda en Europa.