La tasa interanual de inflación fue de nuevo negativa en enero en la zona del euro, con un -0,6%, el índice más bajo desde julio de 2009, según el dato revisado publicado por la agencia comunitaria de estadística, Eurostat.

En diciembre pasado la tasa se había vuelto por primera vez negativa desde octubre de 2009, con un -0,2%, mientras que en enero de 2014 la tasa interanual de inflación se situaba todavía en el 0,8%.

La inflación interanual en la Unión Europea (UE) en enero también fue negativa, con una caía del -0,5%, después de haber registrado un -0,1% en diciembre, mientras que un año antes se situó en el 0,9%.

La tasa mensual de la inflación registró en enero una caída del -1,6% en los países del euro y del -1,3% en el conjunto de los Veintiocho, con respecto al mes precedente.

En España la inflación interanual se situó en negativo con una tasa del -1,5% y la mensual en el -2,2%, después de haber sido del -1,1% en diciembre y del 0,3% en enero de 2014.

Un total de 23 Estados miembros presentaron una tasa de inflación negativa en enero, con Grecia (-2,8%), Bulgaria (-2,3%) y España (-1,5%) a la cabeza.

Por el contrario, registraron tasas positivas Malta (0,8%), Rumanía y Austria (0,5% cada una), Suecia (0,4%) y Reino Unido (0,3%).

La principal economía del euro, Alemania, tuvo una inflación interanual del -0,5% en enero y una mensual de -1,3%, mientras que Francia presentó un -0,4% anual y un -1,1% mensual, e Italia un -0,5% y un -2,5%, respectivamente.

La tasa de inflación se vio empujada por la subida del precio de los restaurantes y bares que añadieron 0,14 puntos a la tasa general, así como por las rentas (0,14 puntos) y el tabaco (0,07 puntos), mientras que contrarrestaron la subida los descensos del transporte (-0,77 puntos), el gasóleo para calefacción (0,24 puntos) y las telecomunicaciones (-0,05 puntos).

Si se excluye la energía, la inflación interanual fue del 0,4% en enero, dos décimas más en relación con el mes anterior, mientras que si se descuenta la energía y los alimentos no procesados, la tasa se situó en el 0,6%, tras el 0,7% de diciembre, y si no se cuenta la energía, los alimentos, el alcohol y el tabaco, la tasa fue del 0,6%, también una décima menos que el mes anterior.