Ciudad de México. La inversión extranjera directa en México aumentó 28% en el primer semestre de 2010 en relación a igual período de 2009. Ello implicó una expansión a US$12.240 millones, impulsada por una gran adquisición en el sector cervecero y un repunte en la demanda de Estados Unidos por bienes manufacturados, informó el viernes la Secretaría de Economía.

La cifra incluye US$7.360 millones que México recibió en inversión extranjera directa durante el segundo trimestre, un incremento del 34% respecto de un año antes, informó la secretaría en un comunicado. El principal país de origen fue Holanda, con US$6.960 millones.

Las inversiones holandesas aumentaron debido a la adquisición por parte de Heineken NV de las operaciones cerveceras de la empresa minorista y de bebidas Femsa, en una transacción completamente en acciones. El acuerdo concluyó en el segundo trimestre con un valor de US$7.350 millones.

El sector manufacturero recibió el 63% de las inversiones extranjeras directas de México entre enero y junio, lo que refleja la impresionante recuperación del sector impulsada por las exportaciones. La producción manufacturera creció un 12% en el primer semestre de 2010.

La inversión extranjera directa en México se desplomó durante la crisis económica de 2009, con una contracción interanual del 42% a US$13.980 millones.