Santiago. La economía chilena habría registrado en marzo su peor desempeño en mucho tiempo por los efectos del reciente terremoto, pero a partir de mayo estará en mejor forma, dijo este martes el presidente del Banco Central, José de Gregorio.

"Nuestro escenario central es sin duda meses de marzo en particular muy malo, abril con dificultades, pero que empieza un repunte", dijo De Gregorio en el Foro de Reuters sobre Inversión en América Latina.

A un día de que el autónomo Banco Central divulgue el Indicador Mensual de Actividad Económica (Imacec) de marzo, el jefe del organismo destacó que la disrupción de la actividad económica ese mes fue muy severa por los efectos del desastre.

"Obviamente, marzo, en cualquier medida, es el peor mes de mucho tiempo desde el punto de vista del ritmo que llevaba la economía", explicó De Gregorio en alusión a que la actividad avanzaba antes del sismo hacia una recuperación, luego de que se contrajera 1,5% en 2009 por la crisis mundial.

"Lo que va a ocurrir es que con el pasar de los meses el efecto del terremoto propiamente tal se va disipando y lo que va quedando es la velocidad de la reconstrucción y la recuperación propia del ciclo que traía esta economía", agregó.

Debido al devastador sismo y posteriores tsunamis que sacudieron el centro y sur del país a fines de febrero, el jefe del Banco Central enfatizó que las lecturas de datos de marzo y abril deberían tener un cierto grado de cautela.

"A partir de mayo, junio, la economía debería estar bastante en mejor pie y con un segundo semestre bastante auspicioso", dijo De Gregorio.

"Este repunte podría ser eventualmente más rápido. Es incierto, podría ser eventualmente más lento y son el tipo de cosas que tenemos que ir viendo", agregó.

Gradual alza de tasa. Bajo este panorama, el presidente del instituto emisor señaló que "no hay noticias" que desvíen el escenario central de un inicio de un alza gradual de la Tasa de Política Monetaria en los próximos meses. La tasa clave se ubica actualmente en un mínimo de 0,5%.

"Todavía las perspectivas inflacionarias están bastante contenidas y son coherentes con nuestra meta. No hay noticias o por lo menos, lo que estamos viendo, que nos desvíen de lo que era nuestro escenario central en el cual (...) se va a iniciar en los próximos meses algún aumento gradual de la tasa", dijo De Gregorio.

"Pero todavía en un escenario de una política monetaria muy expansiva", recalcó.

Aunque Chile no es inmune a los problemas de la economía global, como la crisis financiera en Grecia, el jefe del Banco Central destacó que el país tiene la capacidad de poder moverse en "terrenos complejos".

"El problema de Grecia es muy serio para la salud de la recuperación global (...) y para la estabilidad y normal funcionamiento del sistema financiero global", dijo De Gregorio.

"No obstante, dado los potenciales daños que pudieran ocurrir, nuestra economía está en buenas condiciones, sin ser inmune a lo que pasa, (para) poder seguir con su proceso de recuperación con bastante fuerza y certidumbre", agregó.