Sao Paulo. El índice de confianza de los industriales brasileños en la economía del país en octubre fue de 45,8 puntos, 0,7 menos que el mes anterior, lo que supone el menor nivel desde que comenzó a ser medido en 1999, informó este miércoles la Confederación Nacional de la Industria (CNI).

Este es el séptimo mes consecutivo en que el indicador permanece por debajo del listón de los 50 puntos, en una escala de entre 0 y 100, es decir, en una área que refleja la desconfianza de los industriales.

De acuerdo con la CNI, el indicador de octubre es 8 puntos inferior al del mismo mes del año anterior, cuando fue de 53,8 puntos.

La falta de confianza es generalizada entre todas las empresas, independientemente de su tamaño, dado que el índice es de 45,9 puntos entre las pequeñas, 44,3 entre las medianas y 46,5 entre las grandes.

Por sectores, la industria de transformación tuvo el menor índice de confianza con 45,1 puntos, seguida de la construcción (46,5) y extractiva (48,1).

Diferentes indicadores muestran que la producción de la industria brasileña se reducirá este año, lo que los economistas atribuyen a la caída del consumo interno como consecuencia de la inflación, a la reducción de las inversiones, al encarecimiento de los préstamos por el aumento de los intereses y a una fuerte bajada de la demanda de países como Argentina por productos industriales brasileños.