Lima. El especialista principal en actividades para empleadores de países andinos de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), Roberto Villamil, sostuvo que la evolución de la remuneración mínima vital (RMV), hoy en 750 nuevos soles, debe ir en función a la competitividad y productividad del país.

Cabe recordar que hoy en día se viene llevando a cabo un debate en el Consejo Nacional de Trabajo y Promoción del Empleo (CNTPE) para establecer una posible alza en la RMV.

"La actualización del salario mínimo tiene que estar vinculado a la evolución de la competitividad y productividad del país, ello para mantener la salud de la economía", señaló a la agencia Andina.

En ese sentido mencionó que un incremento de la productividad impactaría no solo en la RMV sino en los salarios de todo el personal de una determinada empresa.

"Si uno invierte en tecnología y equipamiento elevará en la productividad de la empresa y eso es bueno porque permitirá incrementar el nivel salarial en general y no solo en el sueldo mínimo", subrayó.

Sin embargo anotó que los gobiernos deben tener en cuenta que el nivel de RMV que fijan en su país deben permitirle al trabajador que lo percibe cubrir con las necesidades básicas.

"No me animaría a decir si hay o no espacio para un incremento del salario mínimo pero si dijo que este nivel salarial debe cumplir con su objetivo que es cubrir las necesidades básicas", indicó.

Dichas declaraciones las dio tras participar convenio firmado entre el Ministerio de Trabajo y Promoción del Empleo MTPE e Inka Terra Asociación a fin de articular esfuerzos para promover los empleos verdes, es decir, aquellos vinculados a productos, servicios o procesos, que contribuyan a la mitigación y adaptación al cambio climático.