Sidney. El dólar rebotaba este lunes desde sus mínimos de tres años y el petróleo caía más de un 1% tras el anuncio de que el líder de Al Qaeda, Osama Bin Laden, fue asesinado por fuerzas especiales estadounidenses.

Los futuros del índice de acciones de Estados Unidos S&P 500 ampliaban ganancias mientras que el rendimiento de los bonos del Tesoro de la primera economía global subían a lo largo de la curva.

"Al caer los riesgos de seguridad nacional en general, habría un impulso al mercado de acciones y reduciría el precio de los bonos del Tesoro" por un mayor apetito por el riesgo, dijo Mohamed El-Erian, presidente ejecutivo de PIMCO, que administra activos por US$1,2 billones.

"Los mercados de petróleo deberían ser los más volátiles", agregó.

El petróleo estadounidense caía un 1,3% a US$112,39, mientras que los futuros del S&P 500 subían un 0,9%.

El precio de los bonos del Tesoro estadounidense bajaba y presionaba las tasas al alza. La tasa del bono a 10 años subía 2,4 puntos básicos a 3,314%.

Los mercados financieros en China, Hong Kong, Singapur, Malasia y Tailandia estarán cerrados este lunes por feriados, lo que reducía el volumen y al mismo tiempo generaba más volatilidad.

El índice Nikkei de Japón subía un 1% y el KOSPI de Corea del Sur trepaba un 0,9%.

El índice MSCI de acciones asiáticas excluyendo a Japón subía levemente, tras tocar la semana pasada un máximo de tres años.

La plata cedía cerca del 10% a un mínimo de US$42,58 dólares, bien por debajo del récord de US$49,51 registrado el jueves. El oro caía a US$1.546 desde su máximo histórico de US$1.575,79.

"Si el ajuste se limita a la plata, no será gran cosa", dijo Koji Fukaya, estratega de Credit Suisse en Tokio.

"Pero si se mueve hacia otras materias primas, eso dañaría las monedas vinculadas a las materias primas, como el dólar australiano o el dólar canadiense. Y podríamos ver un rebote en el dólar", agregó.