México D.F. La demanda interna en México se recuperará con fuerza en el segundo semestre de este año y en 2011, indicó la secretaría de Hacienda.

Explicó que esta tendencia se vería impulsada por un crecimiento de 13% en el crédito de la banca comercial.

El titular de la Unidad de Planeación Económica de dicha secretaría, Miguel Messmacher, proyectó que en 2010 el Producto Interno Bruto (PIB) de México crecerá 4,1%.

Señaló que “ya se dio una recuperación importantísima y contundente desde el punto de vista de la demanda externa y las manufacturas”.

Ello queda de manifiesto en que México está ganando mercado en Estados Unidos, principalmente en el rubro de manufacturas, con una alta recuperación en el segmento automotriz, señaló El Financiero.

Ahora “lo que nos hace falta, es reforzar toda la parte del crecimiento de la demanda interna y lograr una verdadera diversificación en términos de las diferentes fuentes de crecimiento para la economía mexicana”, añadió.

A su juicio esta reactivación interna dependerá de una mayor generación de empleo y una mayor disponibilidad de crédito. Asimismo, se requerirá un mayor impulso a la vivienda, así como a la inversión en infraestructura, que sea equivalente al menos al 5% del PIB.

Según Messmacher, en 2010 el crédito de la banca comercial tendrá un crecimiento estimado de 13%; mientras que el crédito al consumo crecería a 9%; en la vivienda 13%; y a las empresas 15%.

En tanto, la inflación se ubicaría en 4% y el déficit presupuestario en relación al PIB sería de 2,7%, y el déficit de cuenta corriente de 1,2%.

Además, la secretaría de Hacienda mexicana destacó que la inversión extranjera directa (IED) sería en torno a US$17 mil millones.

Informó que en el primer trimestre del año los ahorros a través del fondo de estabilización del gobierno federal fueron de alrededor de US$100 mil millones, equivalente a 0,8% del PIB.

Por su parte, el subgobernador del Banco de México (Banxico), Manuel Sánchez González, estimó que en 2011 la inflación se ubicará en un rango de 3%.