Excelsior.com.mx México se ubicó en el lugar número 80 a escala mundial medido en el Producto Interno Bruto (PIB) por habitante, de acuerdo a la reciente publicación de indicadores que realizó el Banco Mundial, así como a la actualización de la población del país que hizo el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), correspondientes a 2013.

En este sentido, el PIB por habitante del país se ubicó en US$16.463 anuales por paridad de poder de compra, que es una técnica que permite convertir las diferentes monedas del mundo a una común, y en el proceso igualan su poder de compra al eliminar las diferencias en los niveles de precios entre los países. Con relación a 2012, el PIB por habitante del país creció 1,8%.

Cabe recordar que el PIB por habitante es uno de los indicadores más utilizados para medir el bienestar de los países, ya que muestra el ingreso promedio derivado de la actividad productiva de la población de una nación, y expresa la capacidad media para satisfacer las necesidades de bienes y servicios de sus habitantes.

Evolución. El PIB por habitante de México ha crecido en promedio anual 4,5% anual desde 1991, año donde cada mexicano tenía una capacidad media anual para satisfacer sus necesidades de US$6.320.
Durante ese lapso, sólo en tres años el país sufrió una pérdida de bienestar, donde en dos de ellos hubo crisis económicas: de 1994 a 1995 el PIB por habitante del país retrocedió 10%, de 2000 a 2001 se redujo en 0,2%, y de 2008 a 2009 dicho indicador se contrajo en 2,2%.

También resalta el hecho de que en 2013, el PIB por habitante de México superó al promedio de América Latina y el Caribe para la misma variable, que fue de US$14.978 anuales.

Por otro lado, los resultados de la variable en mención en el país muestran que el crecimiento del PIB del país ha tenido un desempeño favorable frente al crecimiento de la población en los últimos años, lo cual hace que el producto por persona esté creciendo de manera sostenida.

Sin embargo, en los dos últimos años sólo ha presentado una tasa de crecimiento de 1,8%, las cuales son menores a los crecimientos que se presentaron en 2010 y 2011, que fueron de 5,5% y 7,9%, respectivamente. Esto señala una clara desaceleración en la evolución de este indicador durante 2012 y 2013.

Contrastes. El país más desarrollado medido en PIB por habitante es la región administrativa de Macao, en China, con un valor de US$142.564 anuales. De igual manera, fue el país que presentó la mayor variación anual de este indicador frente a 2012, ya que creció 11,7%.

Mientras que el país que presenta el menor desarrollo es la República Centroafricana, ya que a cada uno de sus habitantes le corresponden 604 dólares anuales de su PIB en 2013.