El ministro de Economía explicó que el mercado de capitales “se pondrá al servicio de la producción”, al tiempo que criticó a las calificadoras de riesgo, en una disertación en Tecnópolis en el marco del XVII Foro Iberoamericano de Sociedades de Garantías Recíprocas, organizado por Garantizar SGR.

De esta manera, Lorenzino explicó los alcances del proyecto de regulación del mercado de capitales, en el encuentro convocado bajo el lema "Las pymes y las garantías. El derecho de acceder al crédito".

Participaron más de medio millar de empresarios pequeños y medianos, y unos 160 expertos internacionales en financiamiento, según se informó.

Lorenzino dijo que la reforma representa la “institucionalización de cambios en fundamentos económicos, porque el financiamiento para el sector productivo debe venir tanto del sistema bancario como del mercado de capitales, para que le sirva a la producción”, según informó un comunicado de Garantizar SGR.

El funcionario destacó la “reasignación de la cartera de los bancos al desarrollo productivo, a través de la medida que los obliga a prestar al menos el 5 por ciento de sus depósitos a ese tipo de desarrollos, reforzar el círculo virtuoso a través de los fondos del sector asegurador, que creció porque también lo hizo la economía y debe volcar esos fondos como crédito, y una tercera base que es la transformación del mercado de capitales”.

“Es necesario terminar con la autorregulación del sistema de capitales, que generó conflictos en el mundo durante la última crisis, permitir el acceso de nuevos agentes y terminar con los errores y abusos de las calificadoras de riesgo, posibilitando el ingreso de nuevos actores, incluyendo a universidades, y dándole más herramientas de control a la CNV”, sostuvo Lorenzino.

El ministro adelantó que se “ampliarán las atribuciones de la CNV con el objetivo de federalizarlas, para que las economías regionales puedan captar ahorro y destinarlo al crédito productivo”.

Por su parte, Leonardo Rial, presidente de Garantizar SGR, detalló que el sistema de garantías ya entregó 20.000 millones de pesos, de los cuales el 65 % correspondió a Garantizar y FOGABA, y destacó que “el 90 % se otorgó desde el 2003 en adelante, lo cual refleja la transformación lograda en la economía”.

Rial consideró que “el rol del mercado financiero y del mercado de capitales debe ser facilitar el crédito para el sector productivo, siguiendo el ejemplo de la banca pública”.

El titular de Garantizar SGR precisó que en los últimos meses se destinaron 7.000 millones de pesos a créditos para la producción, y que de aquí a fin de año se estima colocar otros 15.000 millones más entre todos los sectores.

“El rol de las garantías es ser el puente para las pymes entre el sector productivo y el financiero, para que esos recursos puedan llegar a quienes son genuinos creadores de empleo”, sostuvo Rial.

Por su parte, expertos internacionales destacaron que “en Iberoamérica hay 111 SGR con un volumen de garantías vivas de US$33.000 millones, y casi 2.650.000 pymes asistidas”, mientras que en la última década el sistema creció 10 veces.