La Paz. El ministro de Economía, Luis Arce, aseguró el domingo que Bolivia dejó atrás una historia de debilidad económica.

"Bolivia ya ha dejado de ser una país que mostraba debilidad en la economía, la economía boliviana ha cambiado, hemos diferenciado la demanda interna, hemos redistribuido el ingreso, hemos generado un potencial económico importante, que es y ha sido valorado por los mercados de capitales", indicó en entrevista con medios estatales.

Arce explicó que ese es el motivo por el que Bolivia pudo colocar US$500 millones en bonos soberanos a 10 años plazo en el mercado mundial, como muestra de la confianza en la estabilidad económica de Bolivia.

Tales cambios económicos "trascendentales" que vive el país son parte de la solidez de la economía boliviana, pese a que actualmente en América Latina la coyuntura internacional es sumamente opuesta.

"Bolivia es como una isla en este momento, no tener la crisis de Brasil, Argentina, Chile, hay efectos en todos los países sudamericanos", sostuvo.

Asimismo, informó que, de acuerdo con las proyecciones del Fondo Monetario Internacional (FMI), Perú será, en 2012, la primera economía de la región, con una crecimiento de 5,8% y que Bolivia también subirá al podio "con medalla de plata".