Berlín. El ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schaeuble, aseguró este jueves que todavía piensa que una salida temporal de Grecia de la zona euro es "la mejor manera" de que el país siente las bases para la necesaria reducción de la deuda que lo salve de la insolvencia.

Las declaraciones de Schaeuble llegan horas después de que el Parlamento griego aprobase un paquete de medidas de austeridad a cambio del nuevo programa de rescate de sus acreedores internacionales, que asciende a unos 86.000 millones de euros (cerca de US$94.000 millones).

Según dijo el ministro esta mañana a la emisora de radio Deustshlandfunk, la aprobación del plan es "un paso imporante" después del "difícil debate" en Grecia.

Añadió, sin embargo, que muchos economistas dudan cada vez más de si el país heleno podrá o no resolver sus problemas sin un recorte de la deuda que no es posible si permanece en la eurozona.

"Nadie sabe en este momento cómo les irá sin una reducción y todo el mundo sabe que una reducción es incompatible con ser miembro de la unión monetaria", afirmó Schaeuble.

Afirmó también que los ministros de finanzas de la zona euro examinarán la legislación griega para ver si las leyes exigidas eran aplicadas.

Si ese es el caso, continuó, pedirá al Parlamento alemán en una sesión especial el viernes que conceda un mandato especial a Berlín para que empiece negociaciones formales con Grecia sobre el nuevo programa de rescate, el tercero en cinco años.