Buenos Aires. El ministro de Finanzas, Luis Caputo, aseguró que con el préstamo conseguido de u$s 6.000 millones por parte de seis bancos al Tesoro Nacional y la emisión de dos bonos por u$s 7.000 millones ya se cubrió "el 70% de las necesidades de fondos para refinanciar los vencimientos de 2017" y que, de esta manera, Argentina se puso "a salvo de la incertidumbre que puede generar el denominado efecto Trump".

"Desde la victoria electoral del (presidente de los Estados Unidos, Donald) Trump, el refinanciamiento de los vencimientos de nuestra deuda era el mayor desafío que enfrentaba este año el Gobierno, en términos financieros. Estamos más que contentos que al 19 de enero hayamos removido la incertidumbre. Tras el préstamo de los bancos y la emisión de los dos bonos cubrimos el 70% de las necesidades de los fondos para refinanciar los vencimientos de 2017", sostuvo Caputo en una entrevista al diario Clarín.

El funcionario nacional explicó que decidieron tomar más deuda que la que tenían estipulada por una cuestión de "credibilidad" y agregó que "nosotros habíamos dicho que íbamos a buscar u$s 5.000 millones con opción a u$s 2.000 millones más. La credibilidad está en juego. Si tomábamos u$s 12.000 millones podríamos haber despertado sospechas y los inversores se nos podrían haber puesto en contra".

Además, Caputo advirtió que durante este año la emisión de bonos en dólares será menor y les aseguró a los inversores que se cumplirá con las metas fiscales que se fijó el Gobierno, que la inflación creció al 8,9% anualizada en la segunda mitad de 2016 y que, en cuanto al cierre de paritarias, el funcionario supuso que "este año será muchos más fácil negociar un número cercano a la meta del Banco Central, porque en marzo serán nueve meses consecutivos de inflación en baja".