Portugal necesita recurrir a la ayuda financiera de la Unión Europea para sobrellevar sus problemas económicos, dijo este miércoles el ministro de Finanzas del país, Fernando Teixeira dos Santos.

"En esta difícil situación, que podría haberse evitado, entiendo que es necesario recurrir a los mecanismos de financiamiento disponibles dentro del marco de trabajo europeo", dijo el ministro citado en la versión en Internet del diario financiero Jornal de Negocios.

Una portavoz del ministerio de Finanzas confirmó los comentarios. No estaba claro a partir de estos comentarios si se estaba refiriendo a un préstamo a corto plazo para asegurar el financiamiento hasta las elecciones generales anticipadas del 5 de junio o si hablaba de un rescate, como los recibidos por Grecia e Irlanda, algo ampliamente esperado por los mercados.

Hasta el momento, el gobierno, que operará como provisional hasta las elecciones, ha insistido en que ninguna ayuda externa es necesaria.

Los principales bancos del país urgieron al ejecutivo provisorio el martes para que busque con carácter de urgencia un préstamo a corto plazo para calmar los miedos en los mercados financieros hasta la elección

Los rendimientos de los bonos portugueses subieron, mientras que las agencias de calificación han rebajado la deuda del país, desde que el gobierno socialista renunciara el mes pasado, luego de que el Parlamento rechazó un plan de austeridad.

La mayoría de los economistas creen que Portugal necesitará finalmente un rescate.