Varios ministros latinoamericanos debatieron en Washington sobre las reformas necesarias para mejorar el crecimiento de la región y se preguntaron si el hecho de que no se apliquen buenas políticas se debe a la "ignorancia" o a Gobiernos incapaces de implementarlas adecuadamente.

El economista jefe para América Latina y el Caribe del Banco Mundial (BM), Augusto de la Torre, llamó a analizar "cuáles son los desafíos" de la región y "cómo mejorar su crecimiento" con los recursos y capacidades disponibles.

"Nos estamos quedando sin ideas" sobre los próximos pasos que hay que tomar, admitió el ministro de Hacienda de Colombia, Mauricio Cárdenas, en un foro en la sede del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) en Washington organizado por ese organismo y por el BM.

Las economías de la región siguen teniendo algunos "problemas estructurales", como el del tamaño del sector informal y el de la desigualdad, indicó Cárdenas.

La agenda de reformas "no es tan dinámica como debería de ser" porque "no hay una comprensión integral" de los problemas, agregó el ministro colombiano.

Por su parte, el ministro peruano de Economía, Luis Miguel Castilla, sostuvo que uno de los principales desafíos es "luchar contra la informalidad" y aseguró que Perú tiene "el mayor sector informal" de toda Latinoamérica.

También sostuvo que su país tiene "un mercado laboral muy rígido" y que la discusión ahora se centra en cómo flexibilizar sus regulaciones.

Castilla argumentó, además, que parte de la buena marcha de Perú, cuyo producto interno bruto (PIB) creció un 6,3% en 2012, se debe a que el país está "abriendo" su economía y "dejando al mercado funcionar".