Lima. La moneda peruana subía marginalmente este jueves y tocaba un nuevo máximo de casi 15 años, en una jornada marcada por ventas de dólares de empresas para el pago de sus obligaciones y por una temprana intervención oficial.

A las 10.24 hora local (15:24 GMT), el sol se apreciaba un 0,04%, a 2,660/2,661 unidades por dólar, su mejor cotización desde las 2,655 unidades del 20 de octubre de 1997 y frente a las 2,661/2,662 unidades por dólar del miércoles.

El monto negociado era por unos US$297 millones, dijeron operadores.

"El sol se sigue apreciando en medio de ofertas de clientes locales (empresas) que siguen requiriendo soles para sus obligaciones", dijo un agente de cambios.

El operador explicó que "clientes extranjeros siguiendo los sólidos fundamentos (de la economía local) siguen interesados en valorar los soles en sus portafolios, a pesar que el Banco Central defiende al dólar, pues estiman que en el mediano plazo deberían pesar dichos fundamentos".

El Banco Central participa todos los días amortiguando la caída de la divisa estadounidense, pero los agentes coinciden en que últimamente la autoridad monetaria está respetando un poco más la tendencia natural del mercado.

Las adquisiciones del Banco Central suman US$5.969,5 millones en lo que va del año y buscan frenar la escalada del sol.

A nivel global, las acciones estadounidenses ampliaban sus ganancias porque se desvanecían las preocupaciones sobre el alza en los rendimientos en algunos países de la zona euro.

El euro subió a un máximo de una semana contra el dólar ante un mejor desempeño de los bonos gubernamentales italianos pese a una débil demanda en una subasta.

En tanto, el índice dólar, que mide su desempeño frente a una cesta de monedas de referencia, caía un 0,49%.

En la plaza peruana, el tipo de cambio paralelo cotizaba a 2,661/2,663 soles por dólar.