Sao Paulo. Moody's Investors Service discutirá antes de fin de año cualquier posible modificación de la calificación soberana de grado de inversión de Brasil, dijo este jueves Mauro Leos, director de deuda soberana de la agencia.

Los principales argumentos para una mejora de la calificación de Brasil incluyen la responsabilidad fiscal, la fortaleza económica y la respuesta política, dijo Leos durante una conferencia en Sao Paulo.

Actualmente, Moody's le asigna a Brasil una calificación "Baa2" con un panorama positivo, lo que significa que es más probable que su nota mejore en el corto plazo.

El analista dijo que la relación entre pago de deuda e ingresos de Brasil es la más elevada entre los países con calificaciones comparables.

Leos agregó que el mayor cambio estructural en el país ha sido una baja de las tasas de interés.

Desde mediados del 2011, el banco central brasileño ha recortado las tasas de interés en nueve ocasiones consecutivas hasta un mínimo histórico de un 7,5%, como parte de las iniciativas del gobierno de la presidenta Dilma Rousseff para revitalizar la economía.

Durante los últimos trimestres, los esfuerzos de Brasil, la mayor economía dentro de América Latina, no habían dado frutos, pero los analistas esperan que el crecimiento se recupere gradualmente en el curso del año próximo.