El vicepresidente del grupo soberano de Moody’s Investors Service, Jaime Reusche, aseveró que el Perú reúne todas la condiciones para elevar su actual calificación crediticia de A3, gracias a su prudencia en el manejo macroeconómico y su solvencia fiscal, pero le falta aplicar algunas reformas para consolidar esa mejora-

"El Perú tiene todas las condiciones para ser un país con calificación A más sólido (A2) pero no lo es, y no lo es debido a las instituciones débiles que aún presenta", manifestó.

Indicó que el Perú hay una dicotomía grande entre sus instituciones económicas y políticas, toda vez que las primeras presentan una solidez fuerte y las restantes una debilidad preocupante.

"Sumadas todas muestran una nivel regular que impide al Perú ser un país sobresaliente pese a tener todas las condiciones", anotó.

En ese sentido dijo que el gran reto del próximo Gobierno es aplicar las reformas necesarias en los sectores laboral, tributaria, judicial, entre otras, para alcanzar más escalones en la calificación.

"No solo se debe mirar una tasa de crecimiento específica sino aplicar las reformas cualitativas necesarias para lograr un país que mejor, que por sí solo traiga porcentajes de crecimiento mayores", señaló.