Reuters. Morgan Stanley dijo este viernes que sus ganancias del cuarto trimestre sufrirán un impacto de US$1.250 millones debido a cambios en la tasa de impuestos corporativos como parte de la reforma al código tributario en Estados Unidos.

El impacto en la utilidad del banco incluirá alrededor de US$1.400 millones en su provisión de impuestos diferenciados netos, principalmente debido a una nuevamedición de ciertos activos impositivos diferidos netos usando una menor tasa de impuestos corporativos, dijo el banco en un documento.

Esto sería compensado por US$160 millones originados por efectos positivos, agregó Morgan Stanley. 

Los amplios cambios en el código impositivo promulgados a fines de diciembre reducen la tasa de impuestos corporativos del 35 al 21%. Se espera que la reforma signifique a corto plazo un cargo para las empresas con sede en Estados Unidos, pero una ventaja a largo plazo.

Decenas de grandes empresas, entre ellas bancos como Citigroup y JPMorgan Chase & Co, han acumulado una cifra estimada de 2,8 billones de dólares en el extranjero en los últimos años.

Se espera que el impuesto por una única vez sobre esas ganancias recaude US$339.000 millones en ingresos federales durante la próxima década, según la Comisión Conjunta de Impuestos (JCT, por sus siglas en inglés), un brazo de investigación no partidista del Congreso de Estados Unidos.

Goldman Sachs Group Inc, tradicional rival de Morgan Stanley, dijo el 29 de diciembre que espera que sus ganancias del cuarto trimestre disminuyan en alrededor de US$5.000 millones debido al impuesto de repatriación, el costo de trasladar dinero de países extranjeros a Estados Unidos.