París. La economía global anotará su crecimiento más enérgico en siete años en 2018 gracias a un repunte del comercio y la inversión, dijo la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) este martes, al tiempo que advirtió que una guerra comercial podría amenazar al panorama mejorado.

En su actualización del panorama para las economías del G-20, la OCDE elevó su proyección de crecimiento global para 2018 y 2019 a 3,9%, la más alta desde 2011, desde una estimación previa de 3,6% para ambos años.

La proyección más alta se debió en parte a expectativas de que los recortes tributarios en Estados Unidos apuntalen a la economía más grande del mundo, agregó.

No obstante, la organización advirtió que la economía global es vulnerable a la erupción de tensiones comerciales después de que el Gobierno del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, impuso altos aranceles a las importaciones de acero y aluminio.

La OCDE estima que la economía de Estados Unidos crecerá un 2,9% este año y un 2,8% en 2019, y que las reducciones tributarias sumarán entre 0,5 y 0,75 puntos porcentuales al panorama para ambos años.