Panamá. Una disminución en ventas en la zona franca panameña por unos US$1,000 millones espera el gerente de la Zona Libre de Colón Leopoldo Bennedetti a raíz de los conflictos y la suspensión del comercio entre Panamá y Venezuela.

La cifra es similar a las reexportaciones que se hicieron desde la la Zona Libre de Colón (ZLC) al país sudamericano que ya están disminuyendo por el problema de los pagos que van desde hace varios años.

Bennedetti reafirmó que no existe actualmente ninguna relación comercial con Venezuela por lo cual no hay nuevas ventas.

Igualmente señaló que se están buscando y ya se están vendiendo a mercados como Paraguay, Brasil y la región centroamericano que han ayudado a mejorar las reexportaciones.

Igualmente el ministro de Comercio e Industrias de Panamá, Ricardo Quijano dijo este martes a corresponsales extranjeros que llevarán el caso de Venezuela ante la Organización Mundial de Comercio (OMC).

En cuanto al mercado colombiano Bennedetti afirmó que con la modificación de los aranceles que hizo el gobierno de ese país mejorarán un poco las ventas a ese destino.

El Ministerio de Comercio, Industrias y Turismo de Colombia hizo publico el pasado lunes 3 de marzo el decreto número 456 del 28 de febrero de 2014 , en el que flexibiliza los aranceles que se cobran al calzado y textiles que se importa al país sudamericano, y a la vez extiende la norma por dos años.

Este arancel publicado por primera vez en marzo de 2013, ha llevado al gobierno de Panamá a interponer un proceso en la Organización Mundial de Comercio (OMC) contra Colombia y ha señalado que el mismo no cumple con los parámetros internacionales y este está afectando la Zona Libre de Colón, mayor zona franca panameña y segunda en el mundo.

A mediados de febrero Quijano, se reunió con su homologo colombiano Santiago Rojas y luego de la reunión el funcionario panameño aseguró a la Agencia de Noticias Panamá (ANPanamá) que a pesar de la flexibilización y de la disposición de ambas partes, Panamá continuará con el proceso en la OMC.