El gasto salarial asignado a la administración central, compuesto por los poderes: Legislativo, Ejecutivo y Judicial, más la Contraloría General de la República y la Defensoría del Pueblo, asciende este año a 10,9 billones de guaraníes (US$2.310 millones al cambio de la víspera).

Este monto implica una diferencia de 2,5 billones de guaraníes (US$532 millones) con relación al presupuesto asignado el año pasado de 8,4 billones de guaraníes (US$1.778 millones), lo que equivale a 30% más.

El año pasado los servicios personales crecieron 19,34% con respecto al ejercicio 2010, pero para este año la asignación se dispara teniendo en cuenta que los políticos están en plena campaña y a la caza de los votos apuntando a las elecciones generales del año venidero.

El incremento de los servicios personales se debe a los aumentos diferenciados de sueldos aprobados por el Congreso, así como también la creación de nuevos cargos en las diferentes instituciones públicas.

Los aumentos salariales que se abonan este mes van desde un 10% general para funcionarios, 15% en el Poder Judicial, 20% en el Ministerio de Hacienda, hasta 58% en Salud, salario mínimo por turno para docentes y otros beneficios, hasta 40% para militares y policías que serán pagados en dos semestres de 20% cada uno.

En cuanto a cargos, también en la administración central se crearon 8.920, por lo que los puestos permanentes para funcionarios pasan de 192.047 a 200.967 en el presente ejercicio. De acuerdo al proyecto de presupuesto presentado por el Poder Ejecutivo al Congreso, la creación de cargos prevista era de 2.792 para atender el denominado crecimiento vegetativo en Educación, Militares y Policía, pero salió del Parlamento con otros 6.128 adicionales.

Hacienda había señalado su preocupación por el aumento del rubro salarial, ya que es considerado un gasto rígido que demanda mayores recursos genuinos.

Desembolso mensual. Los gastos en servicios personales se entienden como las retribuciones a los funcionarios y empleados de todos los niveles, que prestan servicios en los organismos y entidades públicas. Comprende las remuneraciones básicas (sueldos, dietas), temporales y complementarias, por servicios en el exterior, personal contratado y otros gastos de personal.

El Ministerio de Hacienda, en promedio, deberá desembolsar unos 842.000 millones de guaraníes mensuales si es que va a ejecutar la totalidad del presupuesto asignado a servicios personales. Sin embargo, con la aplicación del plan financiero se reducen algunos rubros y esto permite reducir un poco el nivel de gasto.