El presidente del Consejo de Ministros, Pedro Cateriano, dijo hoy que la delegación de facultades legislativas planteada al Congreso busca impulsar la economía, destrabando inversiones en sectores como construcción, y entregar un país con finanzas sólidas.

"La delegación de facultades tiene como objeto dar un impulso, a través de la construcción que, como todos sabemos, es un elemento fundamental para el desarrollo de la economía de un país", indicó ante el pleno del Parlamento.

"La necesidad del Gobierno de contar con esta delegación es para enfrentar problemas existentes y destrabar proyectos importantes que impulsarán la economía del país", remarcó al inicio de la sustentación de las facultades en el Legislativo.

Según aseveró, si el Parlamento aprueba la solicitud se beneficiarán proyectos como el Metro de Lima, que favorecerá a nueve millones de usuarios, o la concesión de parte del terreno de la Base Naval para mejorar el actual puerto del Callao.

Cateriano recordó que se requiere, entre otras cosas, modificar la Ley de Expropiaciones para agilizar los proyectos, y promover iniciativas como el leasing (alquiler-venta) de viviendas para la clase media, que no puede pagar la cuota inicial de una casa o departamento.

Tras resaltar que esta última medida tendrá un impacto económico inmediato, dijo que la delegación no solo será beneficiosa para proyectos del actual Gobierno sino los de gestiones anteriores que, por problemas legales, no avanzaron.

El jefe del Gabinete Ministerial aclaró que el pedido de facultades ha sido revisado de manera detallada por los sectores correspondientes del Gobierno y no constituye un cheque en blanco ni tampoco una sorpresa para el país.

"El ánimo del Gobierno es que del debate logremos un consenso en beneficio de los intereses de las grandes mayorías nacionales", aseveró.

Sostuvo que si, en virtud a las facultades, en el último año del Gobierno se destraban las obras no concretadas por cuestiones legales, se entregará a la siguiente gestión un país con finanzas sólidas a favor de los peruanos.

"El afán del Gobierno es seguir trabajando de manera responsable para entregar al gobierno que libremente elijan los peruanos el próximo año un país encaminado, viable y que siga progresando con un democracia sólida", aseguró.

Las medidas que contemplan las facultades, añadió, se enmarcan dentro de la política económica de prudencia fiscal y responsabilidad en manejo de los recursos públicos.