Lima. Los analistas económicos y empresas financieras en Perú estiman que la inflación cerrará el 2011 en 3%, en el techo del rango meta del Banco Central, una señal de que el sector confía en que la autoridad monetaria buscará mantener ancladas las expectativas inflacionarias.

El Banco Central elevó en enero y febrero su tasa clave de interés como una medida preventiva ante las mayores expectativas inflacionarias por el alza mundial de los alimentos y energía, llevándola a un 3,5% tras varios meses de pausa.

Analistas estiman que la autoridad monetaria seguirá subiendo gradualmente la tasa de interés a lo largo del año.

En la más reciente encuesta realizada por la autoridad monetaria, los analistas recortaron a 3%, desde un 3,3%, su estimación para la inflación de este año en el país, tras haberla elevado fuertemente el mes pasado.

Las empresas del sistema financiero, por su parte, subieron su proyección a un 3%, desde un 2,5%, aún dentro de la banda del Banco Central.

Las previsiones coinciden con lo estimado recientemente por el presidente de la autoridad monetaria, Julio Velarde.

Por el lado de las previsiones sobre el crecimiento económico del 2011, los analistas mantuvieron en un sólido 7% su proyección para el alza del Producto Interno Bruto (PIB).

En tanto, las empresas financieras elevaron su estimación para el crecimiento económico a un 7% en el 2011, desde un 6,5% anterior, mostró la encuesta.

La economía de Perú creció un robusto 8,8% el año pasado, una de las tasas más altas del mundo, impulsada por una arrolladora demanda interna y fuertes inversiones públicas y privadas.

Velarde también dijo recientemente que elevarían su proyección para el crecimiento económico de este año a cerca del 7%, desde un 6,5%.