Lima. Perú intercambió bonos internos por 77 millones de soles (US$28 millones), dijo este viernes una fuente del ministerio de Economía, muy por debajo de los 1.700 millones de soles (US$604 millones) que buscaba canjear en medio de un plan para mejorar su perfil de deuda.

En la operación se intercambiaron bonos cuya redención o pago estaba prevista en el 2017 por bonos al 2026, agregó la fuente. El gobierno también buscaba intercambiar bonos al 2011 y 2012.

Los bonos que vencen el 12 de agosto del 2026 tienen un precio de mercado de un 118,8%, y el gobierno trabajó con un precio de intercambio del 122,7% incluyendo intereses corridos, según había precisado el ministerio de Economía esta semana.

Perú ya canjeó en agosto del año pasado bonos internos por 1.516,35 millones de soles (US$541 millones), dentro de un programa para intercambiar papeles internos por 3.265,2 millones de soles.

El país andino, cuya economía crece vigorosamente, busca saldar antes de lo previsto parte de su deuda externa, que al 30 de junio sumaba unos US$19.899 millones, según datos oficiales.

El ratio deuda/Producto Interno Bruto de Perú se encuentra en torno al 23%.

Esos esfuerzos contribuyeron a que el país lograra el codiciado grado de inversión por parte de las tres principales calificadoras del sector, lo que le permite endeudarse a tasas más ventajosas.