Lima. La presión tributaria del país mejora en términos anualizados al primer trimestre del 2018 al situarse en 13,6% del Producto Bruto Interno (PBI), desde un nivel anterior de 13,3% al cierre del 2017, según información del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

En los primeros tres meses de este año continuó la recuperación de los ingresos fiscales, que mostraron un avance de 13% en términos reales, debido a los mayores ingresos tributarios, según el reporte fiscal trimestral: seguimiento de las reglas macrofiscales al primer trimestre del 2018 del MEF.

De acuerdo al citado reporte, este desempeño se debió a:

i) El incremento de los precios de commodities (cobre: 19,4% y petróleo: 21,1%).

ii) El mayor dinamismo de la demanda interna (el año pasado cayó en el mismo periodo).

iii) Los mejores resultados financieros empresariales del 2017 (mejor campaña de regularización).

iv) El crecimiento de las importaciones (11,3% real).

v) Las mayores acciones de fiscalización emprendidas por la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria (Sunat): (multas: 147% real).

vi) La disminución del stock de solicitudes de devolución tributaria por parte empresas exportadoras.

A nivel de componentes los mayores ingresos se registraron en el Impuesto a la Renta, que creció 9,3% (regularización: 62,5%) y en el Impuesto General a las Ventas (IGV), el cual aumentó 7,5% (interno: 6,5% y aduanero: 9%), según el MEF.

Se verificaron mayores ingresos también en las regalías y GEM (22,2%), sumándose las menores devoluciones tributarias (-16,1%), agregó el MEF. 

Se disipa efecto de IGV Justo. Cabe destacar que en el primer trimestre del año se disiparon los efectos de menor recaudación por el aplazamiento de pagos impositivos establecido a inicios del año anterior por la aprobación del Impuesto General a las Ventas (IGV) Justo y la ocurrencia del Fenómeno El Niño costero, menciona el MEF.

Adicionalmente, se debe precisar que por el régimen temporal de declaración y repatriación de capitales se acreditaron 141 millones de soles en los primeros tres meses del 2018 por rentas generadas hasta el 2015 y cerca de 100 millones de soles provenientes de las rentas que dichos capitales generaron a partir del 2016, agregó.

De esta manera, la presión tributaria se incrementó desde 13,9% del PBI en el cuarto trimestre del año pasado a 15,3% del producto en los tres primeros meses del 2018.