Lima, Andina. El banco de inversión Credit Suisse señaló hoy que, en febrero de este año, la actividad económica peruana continuó siendo impulsada por el sólido desempeño del sector manufacturero, que denotó una expansión 11% en dicho mes.

La economista del departamento de investigación para América Latina del banco de inversión Credit Suisse, Carola Sandy, recordó que la economía peruana creció 8,5% en febrero, por debajo de las expectativas del mercado que esperaba una expansión de 9,1%.

Destacó que el sector de restaurantes y hoteles, al igual que el manufacturero, también registró una notable expansión de 11,6%, debido en gran parte al crecimiento de la industria de comida rápida y la aparición de varios días de fiesta nacional.

Asimismo, mencionó que el sector pesquero continuó su recuperación, después de revertir en enero una tendencia de seis meses consecutivos de contracciones, denotando una expansión de 9% debido a la captura de cada vez mayores especies destinadas al consumo humano.

Refirió que el sector minero fue el único en mostrar una contracción en febrero al mostrarse persistentemente débil y reducirse en cuatro por ciento, ante el menor dinamismo en la producción de oro y los volúmenes de extracción de zinc.

“Todos los demás sectores de la economía peruana registraron un crecimiento moderado”, anotó la analista del banco de inversión Credit Suisse.
En ese contexto, proyectó que el crecimiento real del Producto Bruto Interno (PBI) en el Perú tendrá un promedio de 6,5% en 2011.

Sandy comentó, asimismo, que la tasa de desempleo en el Perú (promedio móvil trimestral de enero a marzo) fue de 9,4% en marzo pasado, por encima de las expectativas del mercado (9,2 %) y mayor a la tasa de desempleo de un año antes (también de 9,2%).

Mencionó que la fuerza laboral creció 1,3% interanual en términos absolutos en el período de análisis, mientras que el número de peruanos sin empleo cayó 3,6%.