Lima. El gobierno peruano ha emprendido un Plan de Diversificación Productiva con el objeto de reducir la brecha en innovación y reducir la dependencia hacia la minería con el objeto de volver a crecer a un ritmo del 7% del PIB, explicó este martes el ministro de la Producción, Piero Ghezzi.

En una rueda de prensa con corresponsales extranjeros en Lima, el titular de Producción informó que Perú invierte el 0,12% de su Producto Interno Bruto (PIB) en investigación para la innovación tecnológica e industrial, mientras que el promedio de la región es del 0,75%.

Los países vecinos en Latinoamérica como Chile y Brasil invierten el 0,48% y el 1,16%, respectivamente, en tanto que líderes mundiales como Israel y Finlandia dedican más del 4% de su PIB, agregó Ghezzi.

"No podemos regresar a crecer 7% si no existen otros motores de producción" en el país, remarcó.

Perú tuvo un alza del 5,8% de su PIB en 2013, pero este año se proyecta una caída del 3,1% por la desaceleración de la economía a causa del descenso de los precios de los minerales.

El ministro indicó que la política habitual en innovación es el subsidio de proyectos innovadores y que, en ese sentido, el Gobierno planea poder financiar un total de 268 proyectos de ese tipo hacia el 2016.

Actualmente, el Estado peruano ha subsidiado 23 emprendimientos innovadores y cuatro incubadoras de negocios y, asimismo, planea hacer una deducción del pago del impuesto a la renta a las empresas privadas que inviertan en innovación.

Ghezzi remarcó que el objetivo del Plan Nacional de Diversificación Productiva, anunciado en julio pasado por el presidente Ollanta Humala, es reducir la "dependencia de los precios internacionales de los minerales" y, por lo tanto, de la minería extractiva que compone el 70% de las exportaciones peruanas.

"No se la puede reemplazar (totalmente), pero sí debe haber una tolerancia cero a la contaminación" producida por la minería, afirmó el ministro.

El referido plan busca el despegue de otros sectores productivos, como la agroexportación en el que Perú tiene el potencial para convertirse en el primer productor mundial en al menos 10 productos, indicó Ghezzi.

Igualmente, las políticas dirigidas especialmente a la innovación y una política nacional de calidad con el fomento a la creación de parques industriales.

Aunque el ministro reconoció que "es difícil llegar al nivel (de innovación) de Chile en dos años", que es lo que resta del Gobierno de Humala, el Estado promueve el retorno de talentos del extranjero con una partida de tres millones de dólares.