Lima. El gobierno peruano recortará beneficios tributarios creados en administraciones anteriores porque no han dado los resultados esperados, anunció el primer ministro, César Villanueva.

Según el jefe del Consejo de Ministros de Perú, los beneficios y exoneraciones fiscales en diversos sectores productivos suman alrededor de US$4.984 millones y no se ha probado sus beneficios para los peruanos.

"Es porque es un mecanismo de la política tributaria no bien aplicada, distorsionada y ahora queremos darle un orden", explicó el primer ministro peruano al sustentar la medida que adelanta para recortar este beneficio fiscal.

Villanueva indicó que en reemplazo, el gobierno del presidente Martín Vizcarra tiene previsto implementar medidas más efectivas denominados fondos regionales de inversión, que beneficiará directamente a las poblaciones del interior.

Entre otras medidas adoptadas por el gobierno peruano, adelantó que en los próximos días presentarán algunas propuestas de austeridad al Congreso que tiene como meta ahorrar cerca de US$623 millones.

Las medidas contemplan la eliminación de las consultorías, cancelación de viajes de funcionarios en clase comercial, eliminación de gastos en festividades y el tradicional "papeleo" en la administración pública.

Estas disposiciones buscan devolverle la confianza a la población que en los últimos meses se ha escandalizado por los casos de corrupción que vinculan a ex presidentes, ministros y altos funcionarios con presuntos sobornos pagados por el consorcio Odebrecht.