Lima. El Producto Bruto Interno (PBI) del Perú se expandirá 3,7% este año, pero en un escenario en el que no prospere el debate por la vacancia presidencial en el Congreso, previó este lunes la Unidad de Inteligencia de The Economist.

“Nuestra proyección de crecimiento del PBI de 3,7 % no ha cambiado. Sin embargo, este pronóstico supone que la oposición no contará con los votos suficientes para vacar al presidente Pedro Pablo Kuczynski de la Presidencia de la República”, señaló el analista para Perú de la Unidad de Inteligencia de The Economist, Abhijit Surya.

De acuerdo a cálculos, la oposición (en el Congreso) cuenta con 86 de los 87 votos necesarios para que el pedido de vacancia presidencial tenga éxito, aunque existe un alto riesgo de que la permanencia del presidente Kuczynski en el sillón presidencial sea decidido por una cuestión de pocos votos, manifestó. 

“Es posible que la oposición sea capaz de ganar votos de algunos miembros del Apra, Acción Popular, Alianza para el Progreso y de algunos parlamentarios no agrupados, pero también no se puede descartar la probabilidad de deserciones dentro de Fuerza Popular, luego de que 12 miembros del bloque de Kenji Fujimori dejasen el partido”, señaló. 

De esta manera, la Unidad de Inteligencia de The Economist observará dos factores antes de realizar ajustes en sus proyecciones económicas: a) Lo que suceda con el testimonio del presidente Kuczynski a la comisión Lava Jato del Congreso y b) la posición del primer vicepresidente, Martín Vizcarra (si renuncia con el presidente Kuczynski o no), informó.

Los flujos de inversión extranjera se impactarían de manera negativa por la crisis política interna, considerando que los inversionistas extranjeros toman en cuenta el factor de la incertidumbre política, explicó Melvin Escudero.

Cabe indicar que hace unos días, el presidente del Dorado Investments, Melvin Escudero, consideró que el Perú no está aprovechando las actuales condiciones favorables del mercado internacional por el ruido político interno, que ya estaría afectando hasta en 1 punto el crecimiento del PBI.

Inversión y consumo. A continuación, reiteró que los flujos de inversión extranjera se impactarían de manera negativa por la crisis política interna, considerando que los inversionistas extranjeros toman en cuenta el factor de la incertidumbre política en sus decisiones de inversión. 

“Aunque ellos (los inversionistas extranjeros) en última instancia, están más preocupados por los fundamentos macroeconómicos del país, los cuales aún son fuertes para el caso peruano”, sostuvo a la Agencia Andina.

En términos del consumo privado, hubo un fuerte crecimiento del gasto de consumo en los últimos meses, aunque si la crisis política empeora y obstaculiza la recuperación económica, el consumo también se perjudicará, proyectó. 

Calificación crediticia. En otro momento, manifestó que aún no se pueden discutir algún cambio en la Unidad de Inteligencia Financiera sobre la calificación crediticia del Perú hasta que el informe del Servicio de Riesgo País sea publicado el 23 de marzo. 

Finalmente, indicó que son dos los factores que pesarán en la calificación del país: 1) el tamaño del déficit fiscal, que llegó a 3,2 % del PBI el 2017 y se espera alcance 3,5 % del PBI en el 2018, y 2) el resultado de la inestabilidad política que considera el deterioro continuo de las relaciones entre el Ejecutivo y el Congreso.