El peso uruguayo cerró estable este viernes, ya que el sesgo vendedor de dólares del mercado fue compensado por las compras del Banco Central, que nuevamente salió a intervenir para regular la liquidez, dijeron operadores.

La moneda local se mantuvo en 19,90 pesos por dólar en la Bolsa Electrónica de Valores (BEVSA), completando su tercera jornada con igual cotización y registrando un avance de 0,25% respecto al cierre de 2011.

El peso RPNJ interbancario se negoció en promedio a 19,905 unidades por dólar, retrocediendo levemente desde los 19,904 anteriores, informó el Banco Central.

En total, se operaron US$58,3 millones: 47,8 millones a través de BEVSA y 10,5 millones mediante las líneas telefónicas.

"El Banco (Central) salió a dar soporte a la moneda (uruguaya). Hoy llegó a operarse en 19,97, pero tras la intervención se revirtió la cotización hasta los 19,90", dijo un agente.

El Banco Central demandó US$24,7 millones contado y ofertó letras de regulación monetaria a 722 días por 510 millones de unidades indexadas a la inflación (unos US$61 millones), con una tasa de un 1,74% desde una previa de 1,78%.

En la pizarra, la cotización fue 19,65/20,15.

El peso argentino se negoció en el mercado minorista uruguayo a 5,77 unidades por dólar, desde las 5,76 anteriores, por las restricciones cambiarias que aplica Buenos Aires.